En plena era de transformación digital, elegir una unidad de lectura y escritura de datos para nuestro PC, ya sea SATA o NVMe, puede llegar a resultar algo confuso o incluso una búsqueda interminable. Por eso, es necesario contar con una información y conocimiento claro sobre estas dos tecnologías de almacenamiento.

Comprender estos dos tipos de tecnologías te ayudará a tomar la decisión más adecuada para cubrir tus necesidades y a las de tu equipo. A partir de ahora podrás analizar hasta el más mínimo detalle que prestaciones específicas darán a tu ordenador el empuje que necesita para ser una máquina eficiente.

¿Qué es el SATA?

SATA es la interfaz tradicional donde conectamos nuestros discos duros al PC. Este tipo de tecnología emplea principalmente dos protocolos (lenguajes) el AHCI por excelencia y el protocolo IDE. ¿Cuál es el inconveniente de estos lenguajes? En su origen fueron diseñados para discos HDD la versión de discos giratorios que todos conocemos, con lo cual, al utilizar el mismo lenguaje para los actuales discos SSD, este protocolo no es demasiado rápido para tecnologías tipo SATA. Así pues, las velocidades de transferencia SATA van desde los 150 MB/s hasta los 600 MB/s. En conclusión, si lo que buscas es una tecnología a nivel doméstico, SATA es más que adecuada para este tipo de usos.

Unidad SSD SATA
Unidad SSD SATA

¿Qué es el NVMe?

NVMe o  Non-Volatile Memory Express es un protocolo de almacenamiento de datos  que conecta el host al subsistema de memoria a través del bus PCI Express (PCIe). Por su  especificación de interfaz alivia una gran cantidad de cuellos de botella de datos, con lo que las mejoras de rendimiento son muy grandes en comparación a la tecnología SATA especialmente en lo que se refiere a múltiples colas de mando y reducción de la latencia .   

NVMe cuenta con la gran capacidad de tratar datos a velocidades vertiginosas con una latencia muy baja, lo que proporciona en términos generales, un rendimiento muy rápido y permite a nuestros equipos soportar cargas de trabajo de almacenamiento muy exigentes. Para hacernos una idea, las conexiones NVMe pueden alcanzar velocidades de lectura de hasta 3,5 GB/s, casi 6 veces más rápido que la conexión SATA.

Obviamente, al contar con unas prestaciones tan elevadas y diferenciadas, el coste de los componentes NVMe se incrementa de manera exponencial en comparación a sus antecesores SATA .

Unidad SSD NVMe
Unidad SSD NVMe

LA DECISIÓN FINAL: SATA vs. NVMe

¿Entonces cuál es la unidad más adecuada para mi PC? Este cuadro resumen comparativo te ayudará a tomar la decisión más adecuada en función de tus necesidades (PC Gaming, Diseño, Empresa etc)

En Sistemas Ibertrónica disponemos de una amplia gama de COMPONENTES SATA y NVMe.